Me difuminé …



Llegaste a mí siguiendo mi luz, mi vitalidad, esa mirada entre descarada e infantil. Llegaste a mí siguiendo un rastro nuevo y desconocido, sediento de chispas e ilusiones. Llegaste a mí y estalló la primavera en mi mirada.

Y un día, abrazada a las cortinas de una casa que no era nuestra, con los ojos cansados de tanto llorar, mirando el hueco vacío que habías dejado a mi lado, me sentí frágil y vulnerable.

Busqué respuestas entre las sábanas arrugadas, entre conversaciones y discusiones, en los últimos gritos y abrazos vacíos para encontrarla en un espejo oxidado. Mírate, me gritaba en susurros, mírate … se te apagó la vela, y se te marchitó la mirada.

Aceptar mi fragilidad me hizo fuerte. Lo justo para no volver a llegar hasta el punto de difuminarme del todo.


Collage VFRF


(… …)

6 comentarios:

  1. Piel de gallina. Estoy viviendo algo así...

    Lo echo tanto de menos...pero sé que lo he perdido para siempre...uf

    Ánimo para ti también. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Buff, por suerte hablo en pasado … espero no volver a difuminarme (aprendí) … no lo hagas tú JAMÁS !!!!
      Gracias bonita por pasarte. Te mando un abrazo enorme !

      Eliminar
  2. Mi niña ... no hace falta que te diga nada, nada ... y todo! Gracias ...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Nos lo decimos todo de muchas maneras. Sobre todo con abrazos. Muuuak

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. Yo, también me "difuminé" no hace mucho, pero con el paso del tiempo conseguí reestructurar la paleta de colores y restablecer el orden en mi lienzo. Ahora los trazos son claros, marcados y coloridos. Me he prohibido difuminarme otra vez, aunque nunca se sabe, podría tropezar y cometer el error de mezclar los colores... Uffff, no quiero ni pensarlo

    ResponderEliminar